FLORA Y FAUNA

FLORA NATURAL

FLORA INTRODUCIDA

El modelado originado por la tectónica y el clima, han dado a la zona una gran diversidad de paisajes. Los Andes, la Precordillera y las Huaquerías se combinan con bolsones y travesías para dar un variado conjunto de ambientes. El clima general del sector se encuentra muy influenciado por las dorsal Andina que enmarca el sector de la cuenca con una dirección norte-sur. Los climas áridos y semiáridos dominan la región. Se encuentra sometida al anticiclón del pacífico que emite masas de aire cargadas de humedad y precipitan en forma de lluvia a sotavento, nieve en las altas cumbres, para descender a barlovento en forma de viento seco y cálido durante los meses invernales. Durante el verano, está sometida a la influencia del anticiclón del atlántico sur que produce lluvias torrenciales pero que no alcanzan a modificar el balance hídrico negativo anual, distintivo de las regiones áridas.

Vegetación de Mendoza (mapa sensible) Vegetación (mapa sensible). D. Soria

En la zona andina las precipitaciones presentan un gradiente ascendente norte-sur. Esto se debe a la conformación del bloque andino siendo más ancha y alta al norte, formado por tres encadenamientos principales y más angosto y bajo al sur. Estas características permiten que hacia el sector meridional las masas de aire provenientes del pacífico ingresen con menores obstáculos. De esta manera las precipitaciones pueden llegar de 400-500 mm en el norte y hasta 1000 mm en el sector sur. Un gradiente similar se produce en las zonas llanas del este de la cordillera, con valores que van de los 200mm al norte y 350mm al sur.

El marco natural permite definir en la región del Valle de Uco tres biomas con características particulares. Estos son el Andino, el Patagónico y el Chaqueño.

Puma)

El bioma andino se extiende en los altos andes y atraviesa en sector en su límite oeste. Posee cordones montañosos con glaciares, valles profundos cerrados por morenas, río y pequeñas lagunas. Unos de los picos más importantes es el Cerro Tupungato con más de 6.800 m de altura y cubierto en gran parte por glaciares y nieves eternas.

Condor

Arroyo, foto:V.Lotfi

Las características climáticas permiten identificar dos pisos determinados por la cota de 3700 m.s.m. Por arriba de esta se encuentra el clima hiperárido o glacial donde los suelos permanecen congelados durante todo el año. Por debajo de la misma, se desarrolla el clima nival o de veranada, algo menos desértico que el anterior y con temperaturas más elevadas pero con algunos meses de congelamiento del suelo y apto de tres a cuatro meses para el uso ganadero.

Predominan los suelos sin perfil, arenosos y pedregosos que se denominan litosoles. En los sectores húmedos de los valles se encuentran suelos turbosos en vegas. En cuanto a la vegetación, en las partes más elevadas predomina la vegetación de tundra en la que dominan plantas en cojin adaptadas muy bien a las condiciones de extrema aridez; en las partes más bajas, más rica en pastos, y crecen arbustos más altos y plantas herbáceas, algunas de llamativas flores. Las flora en este sector en muy rica en endemismo.

Flor1,foto: D.Soria

La fauna, también adaptada a este marco natural, está compuesta por cóndor, guanaco, piuquen en las vegas, perdicitas de las sierras, chorlitos andinos, zorro pulpero, ratones andinos, entre otros.Vega,foto:D.Soria

Guanacos

 

Zorro

El bioma patagónico abarca las zonas de mesetas altas y penillanuras al este y sur del bioma andino. Predominan suelos de incipiente formación y muy arenosos. El clima desértico y templado frío caracteriza al sector. Las precipitaciones en forma de lluvia o nieve (150 - 200 mm anuales) se producen preferentemente en la estación invernal.
Otra característica que identifica a este bioma son sus vientos constante. La flora, rica en endemismo, presenta comunidades arbustivas o extensos coironales. El guano, el cóndor y el choique son los representantes más importantes de este bioma.

 Ñandu

 

Flor2, foto:D.Soria

flor4 foto:D.Soria

flor5. foto:D.Soria

flor6. foto:D.Soria

El bioma Chaqueño se extiende sobre las montañas desgastadas del oeste, valles intermontanos, en las Huayquerías y fundamentalmente en las travesía o terrenos llanos que dominan al este de la región.
Desde el punto de vista edáfico el bioma se compone generalmente de suelos areno-limosos y profundos. En las Huayquerías también se observan litosoles.

Se destaca en el bioma la influencia de un régimen de lluvias con tormentas convectivas de verano. En el norte de la llanura de la travesía las precipitaciones alcanzan los 80 mm. En tanto que hacia el sur y en el frente cordillerano las precipitaciones pueden llegar a algo más de 300 mm anuales.

La vegetación refleja el aumento de las precipitaciones hacia el sector meridional de Valle de Uco pero en general se encuentran formaciones de estepa arbustiva compuestas de especies de hojas perennes (Larrea, Atriplex lampa, etc.) o de hojas divididas como los algarrobos. En la llanura aparecen bosques de algarrobo, actualmente muy deteriorados por la acción del hombre. En los sectores rocosos como en las Huayquerías se desarrollan especies saxícolas, como el garabato (schinus furcastispina) y en las zonas arenosas gran cantidad de especies samófilas como el tupe (Panicun urvilleaunum). Los animales que se destacan son el jote, piche, mara, tunduques, vizcachas, entre otros.

 

Pichiciego

Monte natural, foto:V.Lotfi

cactus, foto:D.Soria


Atrás